Publique en esta revista
Información de la revista
Vol. 35. Núm. 6.
Páginas 394 (Agosto - Septiembre 2011)
Compartir
Compartir
Descargar PDF
Más opciones de artículo
Vol. 35. Núm. 6.
Páginas 394 (Agosto - Septiembre 2011)
Carta Científica
Acceso a texto completo
Trombosis venosa tras el implante de marcapaso definitivo bicameral
Venous obstruction complication caused by dual-chamber pacemaker implantation
Visitas
...
C. Salazar Ramírez
Autor para correspondencia
cristinasweb@msn.com

Autor para correspondencia.
, M. Carballo Ruiz, F. Cota Delgado, Á. García Alcántara
Servicio de Medicina Intensiva, Hospital Virgen de la Victoria, Málaga, España
Información del artículo
Texto completo
Bibliografía
Descargar PDF
Estadísticas
Texto completo
Sr. Director:

La estimulación cardíaca es un ejemplo vivo del trabajo multidisciplinario en medicina, siguiendo una dialéctica incesante entre la tecnología y el conocimiento de la fisiopatología. El desarrollo de la estimulación ha sido vertiginoso en los últimos años, tanto en el tratamiento de las bradiarritmias con implantes de marcapasos como en el tratamiento de las taquiarritmias, con el desarrollo e implante de desfibriladores automáticos implantables (DAI) o la incorporación de la terapia de resincronización cardíaca con la finalidad de estimulación biventricular para el tratamiento de la insuficiencia cardíaca. Este aumento en el número de indicaciones implica la necesidad de actualizar el sistema ya implantado o upgrade (implante de marcapasos monocameral a bicameral para aplicar algoritmos de menor porcentaje de estimulación ventricular, desfibriladores automáticos o terapia de resincronización ventricular) para lo cual es imprescindible que las venas ipsilaterales estén permeables.

Es conocido por la literatura científica que el número de electrodos previos implantados es un predictor de riesgo para la aparición de estenosis venosas, que pueden ser completas o parciales1–3. No es infrecuente en nuestro quirófano el hallazgo de obstrucciones asintomáticas preexistentes en pacientes que precisan un nuevo dispositivo intracardíaco por venografía intravenosa. Nuestro grupo tiene amplia experiencia en el implante de marcapasos definitivo desde hace 25 años y, nuevamente, esto supone un desafío para el implantador ya que no se conoce con precisión cuál es la mejor opción ante esta dificultad. Nosotros tuvimos un caso que se diagnosticó de estenosis completa asintomática de la vena subclavia izquierda y que, tras el implante, desarrolló una trombosis venosa profunda sintomática de la subclavia, con una evolución favorable con anticoagulación con acenocumarol al ocluirse la circulación colateral.

Tras conocer esta complicación, hemos revisado en la literatura el tratamiento de esta complicación con acenocumarol con buen resultado4, aunque hay algunas publicaciones que además apoyan el tratamiento multidisciplinario con heparina, terapia trombolítica local, descompresión venosa e incluso utilización de angioplastia con balón y/o implante de stent5. Por eso, cuando conozcamos previamente la obstrucción del sistema venoso por venografía, ya sea en el upgrade del paciente portador como en el primoimplante; destacamos el estudio reciente de McCotter et al2, en donde los autores trataban las oclusiones crónicas venosas totales o parciales con técnicas de angioplastia usando un balón y abriendo la vena total o parcial suficientemente para introducir un nuevo electrodo.

En conclusión, se puede afirmar que la posibilidad de esta complicación debe tenerse en cuenta ya que asistimos a la era de las actualizaciones en las terapias de estimulación cardíaca, que son un desafío para el profesional en el manejo de las oclusiones venosas crónicas, sobre todo en el paciente portador de marcapasos permanente. Por otro lado, sería necesario mantener la realización de venografía intravenosa previa al implante para conocer y analizar la anatomía del sistema venoso de nuestros pacientes.

Bibliografía
[1]
L. Lickfett, A. Bitzen, A. Arepally, K. Nasir, C. Wolpert, K.M. Jeong, et al.
Incidence of venous obstruction following insertion of an implantable cardioverter defibrillator. A study of systematic contrast venography on patients presenting for their first elective ICD generator replacement.
Europace., 6 (2004), pp. 25-31
[2]
C. McCotter, J.F. Angle, L.A. Prudente, J.P. Mounsey, J.D. Ferguson, J.P. Dimarco, et al.
Placement of transvenous pacemaker and ICD leads across total chronic occlusion.
[3]
A. Canabal Berlanga, M. Sánchez Casado, J.M. Díaz Borrego, A. Raigal Caño, P. Sánchez Rodríguez.
Sincronía auriculo-ventricular en pacientes portadores de marcapasos con estimulación VDD: Estudio descriptivo de un periodo de 14 años.
Med Intensiva., 34 (2010), pp. 303-309
[4]
P. Korkeila, K. Nyman, A. Ylitalo, J. Koistinen, P. Karjalainen, J. Lund, et al.
Venous obstruction after pacemaker implantation.
[5]
A. Kommareddy, M.H. Zaroukian, H.I. Hassouna.
Upper extremity deep venous thrombosis.
Seminars in Thrombosis & Hemostasis., 28 (2002), pp. 89-99
Copyright © 2010. Elsevier España, S.L. y SEMICYUC
Idiomas
Medicina Intensiva

Suscríbase a la newsletter

Opciones de artículo
Herramientas
es en

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?

Are you a health professional able to prescribe or dispense drugs?